La Federación de Entidades de Innovación de Castilla La Mancha (FEDICAM) alerta de que si no se abona la deuda que la administración regional tiene contraída con los Centros Tecnológicos (3 M€), su supervivencia y viabilidad futura corren peligro. FEDIT lleva reclamando una solución para el problema de la deuda de las Comunidades Autónomas con el conjunto de Centros Tecnológicos españoles desde hace más de un año, trabajando tanto con el Ministerio de Hacienda como con el de Economía y Competividad.

La Federación de Entidades de Innovación de Castilla-La Mancha (FEDICAM), integrada por seis Centros Tecnológicos, alerta de que la situación actual de estos Centros es muy comprometida, ya que por un lado su actividad se está viendo seriamente afectada por la crisis que atraviesan los sectores para los que trabajan, y por otra parte se están viendo obligados a soportar el retraso de los pagos por parte de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, que mantiene con los ellos una deuda acumulada de cerca de tres millones de euros, correspondiente a proyectos y actuaciones de I+D+i desarrollados y justificados en los años anteriores, en algunos casos incluso en 2010.
 
La preocupación en la actualidad es máxima, ya que los Centros Tecnológicos están atravesando graves dificultades financieras, al tiempo que se están viendo obligados a adoptar medidas de ajuste de su plantilla a través de despidos y expedientes de regulación de empleo, medidas que comprometen seriamente su viabilidad en el presente y a futuro, por la pérdida de capital humano de alta cualificación que ello supone, y por el progresivo deterioro de sus infraestructuras tecnológicas.
 
En el caso de Castilla-La Mancha la situación se agrava por el hecho de que se suprimieron totalmente los programas de ayuda a los Centros Tecnológicos en el ejercicio de 2012, y tampoco está previsto que se convoquen en 2013.
 
A través de la Federación Española de Centros Tecnológicos (FEDIT), se ha confirmado con el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas que dicho mecanismo de pago sería posible a través del Fondo de Liquidez Autonómica, siempre que la Comunidad Autónoma correspondiente solicite la inclusión en el mismo de este tipo de deudas. Desde FEDICAM se ha solicitado repetidamente a la Junta que incluya la deuda con los Centros Tecnológicos de la Región dentro de dicho Fondo, pero hasta la fecha no hay constancia de que la Comunidad Autónoma lo haya solicitado formalmente al Ministerio de Hacienda.
 
Ante la falta de concreción sobre la posible solución del problema, y el alargamiento de una situación que ya es insostenible, varios de los Centros Tecnológicos integrados en FEDICAM han decidido iniciar el procedimiento para reclamar judicialmente la deuda a la Junta realizando como paso previo un requerimiento de pago o intimación, que persigue en primera instancia tratar de alcanzar un compromiso concreto de abono de las obligaciones ya reconocidas por la Tesorería de la Junta.
 
FEDICAM comprende los problemas de liquidez existentes en la Comunidad Autónoma, pero no entiende la discriminación a la que los Centros Tecnológicos se están viendo sometidos, en relación a otro tipo de proveedores, cuando además por parte de la propia Junta de está reconociendo públicamente que la I+D y la innovación deben ser parte fundamental de las estrategias para salir de la actual crisis.
 
Deuda con el conjunto de Centros Tecnológicos españoles.
Por su parte FEDIT, como organización que representa a los Centros Tecnológicos a nivel nacional, ha realizado una estimación de la deuda contraída por las administraciones autonómicas con estos organismos de investigación, la cual supera ya los 140 Millones de Euros, lo que supone un 10% más que la existente en 2012. La no inclusión de los Centros Tecnológicos en el Plan de Pago a Proveedores impulsado por el Gobierno el año pasado, está llevando a muchos de ellos a una situación difícilmente sostenible. Por ello, FEDIT viene reclamando que de forma urgente se establezcan medidas que favorezcan que las administraciones autonómicas deudoras puedan hacer frente al abono de los trabajos desarrollados y debidamente justificados desde hace ya años por los Centros. La preocupación es máxima ya que los Centros están afrontando las consecuencias con duras decisiones, a pesar de que sus resultados estén demostrando que son capaces de mejorar los niveles de competitividad de las decenas de miles de empresas, fundamentalmente pymes, con las que trabajan permitiendo su imprescindible internacionalización y mejorando asi las cifras de exportación españolas como queda reflejado en los diferentes estudios e informes.
 
FEDIT lleva reclamando una solución para el problema de la deuda de las Comunidades Autónomas con el conjunto de Centros Tecnológicos españoles desde hace más de un año, sin encontrar una solución que permita comprometer el pago de la misma por parte de las autonomías. Además de la inclusión dentro de los fondos de liquidez autonómica se está impulsando que se contemple dentro del nuevo plan de pago de proveedores en elaboración por el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas sin tener constancia hasta la fecha de si finalmente van a ser incluidas o no.
Asi mismo FEDIT está trabajando con el Ministerio de Economía y Competitividad en otros mecanismos que permitan la supervivencia de los Centros Tecnológicos hasta que dicha deuda sea saldada.