LunaCitric, S.A, empresa navarra-alicantina, tiene como misión la innovación en la presentación y venta de productos cítricos y tiene previsto facturar este año 6 millones de euros

La empresa navarra-alicantina LunaCitric ha comenzado en julio la actividad de producción en la fábrica de Cárcar (Navarra) del primero de sus innovadores productos, LunaLemon, rodajas de limón natural cortadas y listas para consumir en cualquier momento.
La puesta en marcha de la producción ha supuesto para la empresa, que cuenta con un capital social de 700.000 euros y 150.000 euros más aportados en forma de préstamo participativo por la Empresa Nacional de Innovación, S.A., la contratación de 37 personas que desde hace apenas un mes ocupan las labores de producción, administración y dirección. Por el momento, la fábrica de LunaLemon envasa al día 7.500 kilos de limones que proceden de la Comarca de la Vega Baja (Alicante), una producción que ya está vendida para los próximos 8 meses.
LunaLemon está principalmente enfocado al canal HORECA (hostelería, restauración y catering) nacional e internacional. Se presenta en formato de rodajas, medias lunas y cuartos en latas y/o bandejas que lo convierten en un producto idóneo para su consumo en hostelería ya que permite tener en todo momento rodajas de limón natural preparadas, bien para ser usadas en la aromatización y decoración de las bebidas que se sirven en los bares, o también en la preparación de los pescados o paellas que cocinan los restaurantes. Con la presentación conseguida, la única manipulación que se realiza es la de sacar las rodajas de la lata con lo que se evita posibles contaminaciones, se proporciona una calidad uniforme y consistente y además, al utilizarse el 100% del producto no se producen desperdicios de ninguna clase, excepto el envase.
LunaCitric, que ya ha empezado también a distribuir su producto por la geografía nacional, ha establecido un ambicioso plan de exportación habiendo iniciado sus primeros desembarcos.
LunaCitric es una compañía que surge de Conservas Carcar y diferentes inversores de la Vega Baja con el objetivo de innovar en la presentación y venta de productos cítricos. Su primer producto, Lunalemon es un producto patentado innovador ya que se ha conseguido, a través de un método desarrollado en colaboración con el Centro Nacional de Tecnología y Seguridad Alimentaria (CNTA), obtener limón natural perfectamente cortado (siempre el mismo grosor y diámetro) y envasado con una vida útil de seis meses a 18 meses y que se mantiene siempre en condiciones óptimas para su consumo.