– La jornada sirvió para destacar los beneficios de los sistemas de gestión mediante la evaluación y mejora permanente de los mismos – La ISO 9004:2009 es la norma para la Gestión del Éxito Sostenido y es fruto de una profunda revisión de su versión anterior – En la jornada se dio a conocer un caso práctico de certificación, por parte de AENOR, en la empresa CONTAZARA y se explicó la guía UNE 66174 para evaluar el grado de madurez de las empresas

Más de medio centenar de directores, gerentes y responsables de calidad asistieron ayer en la sede de la Asociación de la Industria Navarra (AIN) a la jornada sobre Evaluación y Mejora de la Gestión según la ISO 9004, organizada por AIN con la colaboración de la Asociación Española de Normalización y Certificación (AENOR).
En el acto, se dio a conocer el enfoque de la nueva norma, identificando las diferencias con su versión precedente, así como la norma española UNE 66174 Guía para la evaluación del Sistema de Gestión para el Éxito Sostenido de una organización según la norma ISO 9004, en la que basa el certificado AENOR para la Gestión del Éxito Sostenido y que supone una herramienta para evaluar el grado de madurez de la organización e identificar sus áreas de mejora. Asimismo, se incidió en el interés de enfocar los sistemas hacia la mejora permanente, en la importancia de la Dirección en los sistemas de gestión y se expuso un caso real de una empresa involucrada en esta sistemática de evaluación y mejora.
El director general de la AIN, Josetxo Zugaldía, abrió la jornada que contó con la participación del consultor del departamento de Estrategia y Sistemas de Gestión de AIN, Antonio Azpíroz; el gerente de Gestión Avanzada de AENOR, Ramón Palacios; y con el director de Calidad, Prevención y Medio Ambiente de la empresa CONTAZARA, Isaac Navarro.
La nueva ISO 9004:2009 es una norma para la Gestión del Éxito Sostenido de una organización. En este sentido, Antonio Azpíroz, consultor del departamento de Estrategia y Sistemas de Gestión de AIN, explicó que “todo tipo de organizaciones han desarrollado y puesto en práctica sistemas de gestión que en mayor o menor medida dan sus frutos pero que no están exentos de oportunidades desaprovechadas de cara al progreso y a la sostenibilidad”.
“Para solventar esta situación, la dirección de las empresas y organizaciones ha de comprender que el sistema de gestión es el medio adecuado para el progreso y, en consecuencia, exige que ejerza el liderazgo apropiado y se involucre tanto en la planificación como en el seguimiento”, aseguró Azpíroz. Asimismo, subrayó la importancia de las guías de buenas prácticas, que “amplían el horizonte de los sistemas y herramientas que pueden ayudar a seguir el camino del progreso, que es, precisamente, la pieza clave del éxito sostenido”.
Certificación para la Gestión del Éxito Sostenido
Y es ahí donde cobra importancia la nueva ISO 9004 o también llamada norma para la Gestión del Éxito Sostenido. Según Ramón Palacios, gerente de Gestión Avanzada de AENOR, esta certificación significa que una organización ha alcanzado un alto nivel de calidad que supera el cumplimiento de la ISO 9001, tratando las necesidades y expectativas de todas las partes interesadas, con una orientación para la mejora sistemática y continua del desempeño global de la organización.
De acuerdo con ello, la nueva ISO 9004 es entendida como “una herramienta eficaz dirigida a todo tipo de organizaciones, independientemente de su tamaño o sector de actividad, que quieran estar por delante en su capacidad de ser competitiva”, aseguró Palacios.
Un caso práctico
En el caso de la empresa, CONTAZARA, que se dedica al diseño, desarrollo, fabricación y servicio posventa de contadores de agua electrónicos y equipos de lectura a larga distancia, el proceso de autoevaluación en base a esta nueva norma les proporciona la medición del nivel de madurez de la organización y un conjunto de oportunidades de mejora e innovación, que se llevan a cabo de cara al éxito sostenido de la organización, explicó su director de Calidad, Prevención y Medio Ambiente, Isaac Navarro.