El ministerio de Sanidad a través de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios, ha aprobado la homologación del LEITAT1, un respirador de campaña fabricado en 3D que permite poner a disposición del sistema sanitario este elemento esencial para la lucha contra el COVID19. Gracias a la tecnología 3D y las capacidades existentes en la alianza tanto en diseño y tecnología como en prototipado, se ha podido desarrollar y probar la funcionalidad de este primer modelo. Este dispositivo tiene, además, la virtud de ser industrialmente escalable, de forma que se puede llegar a una capacidad de producción de entre 50 y 100 unidades diarias.

La aprobación de Sanidad era imprescindible para dar el paso que toca ahora, probarlo clínicamente, antes de validar definitivamente y empezar la producción. Una vez ya ha llegado la homologación, el Taulí será el primer hospital que lo probará con personas, para comprobar y ajustar los últimos parámetros. Si todo funciona como está previsto, tras lo probarán otros hospitales catalanes.